• Juntan firmas para reducir la velocidad vehicular urbana

    Para promover la disminución de la velocidad máxima en las calles de las ciudades, en la municipalidad de San Pedro de Montes de Oca, en San José, el Automóvil Club de Costa Rica (ACCR) lideró la recolección de firmas para la campaña Calles para la Vida.

    Esta es una iniciativa, basada en la Declaración de Estocolmo de 2020, que solicita a las autoridades que en las calles urbanas en las que conviven vehículos, motocicletas, bicicletas y peatones no esté permitido superar los 30 Km/h de velocidad máxima. El objetivo es lograr reducir los siniestros de tránsito y las consecuentes muertes y lesiones graves que millones de personas sufren cada año en todo el mundo, en especial niños y jóvenes.

    Calles por la Vida se centra en cambiar el impacto devastador de la inseguridad vial en Latinoamérica y el Caribe. Por ello, genera diversas acciones para que, sobre todo los chicos y los adolescentes puedan seguir movilizándose por la vía pública de manera segura.

    Daniel Coen, presidente del ACCR, señaló que “la propuesta pretende que se haga un análisis de cuáles son los lugares en los que puede ser útil bajar el límite de velocidad a 30 km/h” ya que está comprobado que, ante un choque, el riesgo de muerte, incluso de los peatones, se reduce de manera notable.

Compartir entrada

Deje su opinion